Portada

Portada

viernes, 27 de julio de 2012

MOTIVACIÓN PARA HACER EJERCICIOS

¿Cómo mantener una rutina de ejercicios para estar en forma?

"Lo difícil no es llegar sino mantenerse". La motivación para hacer actividad física es poderosa en los momentos iniciales cuando te has decidido a alcanzar una meta, pero ¿cómo hacer para mantener una rutina de ejercicios para estar en forma cuando la motivación disminuye y te invade la falta de ganas?
Motivación para hacer ejercicios
 
Lo primero que debes tener en cuenta son ciertos procesos que se dan cuando comienzas un proyecto nuevo.

Es muy frecuente tener una alta motivación en los inicios del programa, especialmente por la ansiedad que tienes por verte mejor, esbelta y tonificada.

Sin embargo, a los pocos días ese entusiasmo inicial se pierde y empiezan a jugar otros factores como el nivel de motivación que puedas sostener.

Desde el punto de vista del programa de entrenamiento, hay algunas cosas que puedes hacer como:
  • Cambiar cada tres semanas el tipo de ejercicio que realizas habitualmente, por ejemplo, si realizas siempre aeróbicos corriendo, reemplázalo por andar en bicicleta.
  • Alternar los ejercicios, si quieres hacer sólo aeróbicos para bajar de peso, un día haz bicicleta y otro remo, o escalador, o la combinación que prefieras. Lo importante es que tu meta de quemar calorías se mantenga independientemente del ejercicio que practiques.
  • Combinar diferentes ejercicios, entrena aeróbicos complementados con ejercicios de fuerza.
  • Variabilidad, si te gusta hacer sólo programas de tonificación, cambia de ejercicio aunque sigas entrenando el mismo grupo muscular, por ejemplo si siempre haces sentadilla para fortalecer las piernas, cambia un tiempo en hacer zancadas.
  • Combina los pesos y las repeticiones, puedes hacer siempre el mismo programa de ejercicios, pero cambiando la cantidad de series, repeticiones y sobrecarga que le pones, tus músculos agradecerán estos nuevos desafíos.

Desde el punto de vista de tu esquema mental:
  • Programa metas a corto plazo y que sean realistas de alcanzar, eso te dará confianza y autodeterminación.
  • Coloca a tu rutina de entrenamiento en la categoría de hábito de vida, así como debes hacerte tiempo para trabajar, dormir, comer, tienes que tener disponible tiempo para realizar actividad física como si fuese algo habitual y permanente.
  • Escribe la cantidad de repeticiones, series, peso, tiempo de tus ejercicios físicos, esto te permite llevar un registro de tus logros y te motiva para volver a superar lo que hasta ahora alcanzaste.
Finalmente, tal vez sea un poco más difícil de llevar a cabo, concéntrate al menos cinco minutos al día, visualizando la persona que deseas ser, tanto desde el punto de vista corporal como social.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada